Croquetas Sin lactosa

Croquetas sin Lactosa

Si eres intolerante a la lactosa, pero no puedes vivir sin las croquetas, la buena noticia es que no tienes que renunciar a ellas, sino aprender recetas para preparar croquetas sin lactosa.

Para que tengas una idea, la lactosa es el azúcar principal en la leche líquida y otros productos lácteos como el helado.

Pero también está presente en la leche en polvo sin grasa o suero de leche, panes y productos horneados, caramelos, cereales y aderezos para ensaladas

Si sufres de intolerancia a la lactosa, entonces no puedes digerirla bien. Lo negativo es que la condición no es curable, pero lo positivo es que hay muchas maneras de reducir sus síntomas y sentirse mejor.

Y una de las mejores formas de lograrlo, es aprender a preparar tus recetas favoritas, utilizando los mejores sustitutos. Un ejemplo son las croquetas sin lactosa.

¿Cómo preparar croquetas sin lactosa?

Como ingrediente de las croquetas, la leche sirve para otorgarle un poco de humedad a la mezcla, para evitar que quede seca y con una textura desagradable, pero hay formas de lograr los mismos o mejores resultados con otros productos. 

  • Receta 1. Una de las opciones es que al elaborar la bechamel que en algunas recetas se usa para preparación, se emplee alguna leche vegetal y sustituir el pan rallado por harina de maíz para que queden crujientes.
  • Receta 2. Otra alternativa es sustituir por completo la leche y utilizar caldo de pollo, carne o pescado para poder suavizar la mezcla. El pan rallado lo puedes cambiar por semillas de sésamo, cereales triturados o galletas de arroz.

Las croquetas sin lactosa no son de elaboración complicada, tomando en consideración que si se hacen con patatas, por ejemplo, no estarías cambiando un ingrediente esencial, sino que lo estarías cambiando por otro.

 Por otra parte, la mayoría de las leches vegetales no tienen sabores invasivos, por lo tanto no notarás la diferencia; tampoco percibirás nada desagradable.

Deliciosas croquetas de pescado sin lactosa

 Para elaborar esta receta solo necesitas: atún desmenuzado, patatas o puré de patatas, cebollín picado, zanahoria rallada, leche de soya, sal, pimienta, huevos y semillas se sésamo.

El procedimiento es el mismo que para unas croquetas regulares. Luego de que hayas terminado, lo más recomendable es congelarlas antes de freírlas en abundante aceite a una temperatura de 180º C.

Aprende a sustituir la lactosa

 Probablemente pienses que sustituir la leche es complicado. Pero, en realidad es más fácil de lo que parece, pues el problema no es el lácteo en sí sino la lactosa.

Entonces, si eres intolerante a la lactosa o alérgico a la leche de vaca, puedes optar por otras tantas alternativas vegetales:

  • Bebida de soja (antigua leche de soja)
  • Bebida de coco (antigua leche de coco )
  • Bebida de avena (antigua leche de avena )
  • Bebida de almendras (antigua leche de almendras )
  • Bebida de arroz (antigua leche de arroz )
  • Bebida de linaza (antigua leche de linaza ).

La mayoría de estas leches las puedes conseguir sin ningún problema en el supermercado o en tiendas que se especializan en alimentos saludables.

Aunque si quieres tener la certeza de que no tienen ningún aditivo o sustancia que pueda afectarte, las puedes elaborar en casa sin mayores inconvenientes.

¿Saben bien las croquetas sin lactosa?

No tienes que dejar de comer las deliciosas croquetas solo porque estés experimentando problemas con la lactosa, simplemente debes hacer unos pequeños cambios y ajustes en las recetas.

Aprender a hacer croquetas sin lactosa no te va a llevar mucho tiempo y si eres alérgico a la leche tu organismo te lo agradecerá.

En lo que respecta al sabor, en realidad suprimir la leche o cambiarla por opciones vegetales en realidad no hace mucha diferencia. Honestamente, las croquetas sin lactosa son realmente deliciosas.

Contácta con el obrador.

(+34) 698 141 511

web@croquette.es

Rúa Salzburgo, 2 (15174) A Coruña

Redes Sociales

Ir arriba